Unos 10.000 empleados de BBVA en España trabajan en remoto por el coronavirus

3 semanas ago domin02 0

Prácticamente la totalidad de los empleados de servicios centrales de BBVA en España, unos 10.000 trabajadores, están trabajando de forma remota, como consecuencia del brote de coronavirus, y para evitar su expansión.

El banco ha explicado que el incremento del acceso virtual de empleados se multiplicó por siete durante la última semana, con respecto a una situación normal.

En este sentido, BBVA ha aclarado que no ha supuesto un problema para la potencia de los sistemas, que se encuentran todavía al 50% de su capacidad.

La cifra de acceso en remoto a funcionalidades básicas, como correo electrónico o funcionalidades alojadas en la nube ha alcanzado más de 43.000 conexiones en España.

No obstante, los equipos de Continuidad de Negocio trabajan para aumentar aún más la capacidad, ampliar el volumen de navegación y evitar la congestión de la red.

También se ha constatado un aumento del 70% de videoconferencias desarrolladas en la última semana con respecto a una semana de actividad normal. El número de participantes en las mismas creció un 191%.

Desde principios de marzo, y siguiendo las primeras recomendaciones impulsadas por las autoridades sanitarias, BBVA puso en marcha una serie de iniciativas para fomentar el trabajo en remoto entre sus empleados, que se han visto incrementadas con el avance de los acontecimientos.

“La medida más eficaz para contener la propagación del virus es reducir al máximo los desplazamientos de la población. Esto es precisamente lo que la entidad está promoviendo en España, pero también en todos los países donde tiene presencia”, ha indicado BBVA en una nota.

BBVA ha suscrito la Línea ICO de 400 millones, con el objetivo de mitigar los efectos del coronavirus en las empresas y autónomos españoles.

De esta forma, la entidad apoyará al sector turístico, del transporte y la hostelería con problemas transitorios de liquidez por la crisis provocada por el COVID-19.

BBVA ha explicado que las empresas y autónomos podrán solicitar un importe máximo de 500.000 euros, mediante préstamos con plazos de uno a cuatro años y uno de carencia, un tipo fijo máximo anual del 1,50% TAE y sin comisión de apertura. Además, esta línea cuenta con una garantía del ICO del 50% de la financiación.

Este lanzamiento se une al protocolo de ayuda para apoyar a pymes y autónomos anunciado por la entidad la semana pasada, con dos líneas de actuación: refuerzo de sus capacidades digitales y líneas de crédito inmediato de hasta 25.000 millones de euros.

Ante la crisis provocada por el COVID-19, BBVA mantiene su apoyo al sector empresarial y busca responder a sus necesidades en un contexto que cambia día a día.